Publicidad

Remuneración de depósitos ¿cuál me conviene?

A pesar de las restricciones que el Gobierno le ha otorgado a las altas remuneraciones en los depósitos, siguen sorprendiendo algunas ofertas con tipos de interés que llegan al 4% TAE y hemos visto otras que pagan un 5% TAE.

Lo cierto es que la mayoría de las entidades financieras han decidido bajar las armas en la guerra de pasivo y cerraron el grifo de las altas rentabilidades para así ajustar sus actividades a la legislación actual.

Entonces nos preguntamos ahora, ¿que depósito contrato? ¿qué remuneración me conviene para esta actualidad?

En primer lugar debemos decir que existen tipos de interés fijo y variables, pero a la hora de escoger uno de ellos tenemos que tener en cuenta que ambos tienen sus ventajas y sus desventajas, y se dirigen a un perfil de usuario diferentes.

Remuneración fija

Esta es la más aconsejable ya que nos asegura desde el primer momento cuanto dinero recibiremos al vencimiento del depósito lo cual nos permite despreocuparnos de las “sorpresas” que nos puede dar el mercado. El problema que vemos por estos días es que las ofertas se han recortado, y aquellas que ofrecen altos tipos de interés suelen requerir de un grado importante de vinculación.

Tenga en cuenta que la rentabilidad que puede conseguir dependerá principalmente del plazo que los fondos se mantengan sin movimientos, y cuanto más largo sea el plazo, mayor será la remuneración. Prestar atenciuón siempre a la TAE (Tasa Anual Equivalente).

Dentro de esta categoría también se encuentran las imposiciones a plazo que pagan con artículos, son los depósitos con remuenración en especie y los tipos de interés creciente, que pagan mejores tipos a medida que pasan los meses.

Remuneración variable

Los productos estructurados suelen acarrear mayores riesgos porque estamos condicionados al cumplimiento de las condiciones que establece el contrato. En caso de que no se cumpla con la evolución de las acciones de las empresas vinculadas al producto solo se recuperará el capital invertido. Pero los que gustan de la especulación tienen frente a ellos una oportunidad de ganar algo más.

Este tipo de depósitos no permite cancelar de forma anticipada, por lo tanto, y como suelen superar los dos años de plazo debe tener en cuenta que no podrá disponer del dinero antes de vencimiento.

Por lo tanto le recomendamos que escoja el depósito que se adapte mejor a su situación personal, y no a la de la publicidad que intentará venderle su banco.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *